Doctrina

Bajo la sombra de tu cielo

que siempre esta a la espera

de embriagarme con cada lucero,

de verme envuelto en madera.

Esperando el trago de agua fresca,

con cada sorbo que me estremece.

Me guardo la llaga bajo la boina,

esperando que llegue lo que acaece.

Espanto los miedos, atraigo la doctrina

Me tiño de verde

domesticando a la mosca de la letrina.

Quise buscar respuesta

Y no encontré pregunta alguna

Tan solo tus halos de luna

Que a dioses muertos apesta.


2 respuestas a “Doctrina

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s